Acerca de mejores barras de sonido



Por otra parte, su montaje es tan sencillo y su diseño tan atún que no podrás decirle que no. Su anciano pega es el precio, sin embargo que tanto la barra como el subwoofer (se venden por separado) cuestan casi 800 euros cada unidad.

Creemos que sus líneas pueden acordar admisiblemente delante de cualquier televisor. Llama la atención porque por fuera se parece más a un altavoz que a una barra de sonido.

La calidad de los transductores que hay Internamente de la barra es limitada pero suficiente para una buena reproducción del sonido de la TV, series y películas. Con un amplificador digital integrado esta barra garantiza una potencia de salida total de 120W, con un bombeo suspensión y un sonido claro.



La panorámica es asombrosa, con una inmejorable traza de la bahía de Txingudi. En la otra orilla vemos Hendaya y en la nuestra Hondarribia e Irun. Adyacente al Santuario tomamos una pista al ala de la Casa Forestal de Jaizkibel, nombre de la montaña que bordearemos a partir de ahora. En breve, tras unas escaleras, el camino se divide en un parejo de opciones: una para 'alpinistas', más espectacular que va por el suspensión y sigue el GR-11 (enlaza a unos 3 km con el itinerario oficial) y la de los peregrinos de toda la vida. Reanudamos la marcha por ésta última. La pista es cómoda, espaciosa y rodeada de coníferas y bastantes castaños.

Por otra parte esta barra de sonido Samsung dispone de una entrada óptica digital y de una de 3,5 mm. Incluso ofrece a posibilidad de conectar tu sistema de forma inalámbrica por WIFI y Bluetooth.

El gran problema de los televisores planos sigue siendo el sonido. En la longevoía de modelos —incluso en los de veterano precio— el sonido que traen de manufactura deja mucho que desear. Es común, las marcas tienen que osar entre integrar unos buenos altavoces para TV o diseñar pantallas cada tiempo más planas. Esto tiene varios inconvenientes: el principal es que la decanoía de estos televisores proyectan el sonido en torno a atrás, por lo que se pierde mucha calidad de audio.

La Denon DHT-T110 incorpora decodificador Dolby (ni señal de DTS) y 4 modos de sonido. Otro punto débil es la marcha de entradas HDMI, limitándose este apartado a la presencia de una entrada digital óptica, coaxial y otra entrada analógica de 3,5 mm. De la conectividad inalámbrica se encarga el Bluetooth.

Transductores personalizados, tecnología QuietPort y PhaseGuide patentada... y la sensación de escuchar sonido donde no hay altavoces. Todo ello se suma para ofrecer una extraordinaria experiencia de sonido para todos tus contenidos de entretenimiento.

Luego puedes conectar esa fuente a la barra de sonido y utilizar la función de "paso de señal" del doctrina SoundTouch 300.

Su longevo handicap es la conectividad, pues para una barra de este precio es casi imperdonable no disponer de Bluetooth y HDMI.

En definitiva, una barra de sonido interesante por el precio que tiene. A igualdad de precio seguimos prefiriendo la Samsung HW-K450, pero esta Philips HTL2183B es una alternativa válida para quienes quieran ese refuerzo en las voces gracias a su canal central.

Comprar una buena barra de sonido para TV todavía puede ser algo confuso para algunos. Adicionalmente, el mundo de las barras de sonido, altavoces TV, bases de sonido o los home cinema es poco relativamente desconocido para la mayoría.

La barra Samsung HW-J355 no es demasiado conspicuo. Su anchura es de 94 cm, y de suspensión mide 5 cm. Si tuvieras problemas para ubicarla debajo del televisor, viene con anclajes para apoyarla lee este articulo en la horma.

La claridad en los diálogos es absoluta. La resolución en las frecuencias medias logra que las voces suenen estupendamente, Vencedorí como los instrumentos en toda la escalera y hasta las notas más agudas. En este sentido es una barra tremenda en cualquier escenario, igualmente para música, donde muestra unas dotes muy buenas mediante una prodigiosa claridad, separación de instrumentos y amplitud del sonido, que se despliega a lo ufano, gracias a la anchura de la barra y la dispersión de sus tweeters

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *